Unidad condensadora OptymaTM Slim Pack

452

Este tipo de sistemas se encargan de comprimir y condensar el gas refrigerante que proviene de una unidad evaporadora. Su principal beneficio radica en su flexibilidad, ya que ofrecen soluciones a diversos desafíos relacionados con la climatización y refrigeración para diferentes negocios y aplicaciones

Martín Estrada / Fotografía: cortesía de Danfoss

La funcionalidad de las unidades condesandoras es un valor de suma importancia, ya que su tamaño generalmente está estandarizado, lo que posibilita su instalación en distintos lugares e inmuebles sin alterar su entorno.

Cabe señalar que las condensadoras de alta eficiencia energética permiten un uso más amplio en temperaturas ambiente elevadas. Además, se caracterizan por brindar la facilidad de ser colocadas en piso o muro, por lo que ofrecen una amplia gama de configuraciones.

Un buen ejemplo de lo anterior es la OptymaTM Slim Pack fabricada por Danfoss, la cual posee una capacidad de refrigeración y congelación que va de 6 hasta 42 mil 800 BTU (de 1.5 a 6 HP). De fácil y rápida instalación, cuenta con tecnología micro-canal, protecciones mecánicas, un menor peso y alto rendimiento energético. Es ideal para instalarse en hospitales, tiendas de conveniencia, minimercados, centros comerciales, carnicerías, restaurantes, florerías, entre otras aplicaciones.

Una de sus principales características es su bajo nivel de ruido, de apenas 55 decibeles, una cualidad que le ha valido ser calificada como la “más silenciosa del mercado”.

Tecnología de punta
Esta unidad se suministra con un compresor reciprocante o de pistón tipo scroll, montado sobre una placa base y equipado con protección de secuencia de giro y por falla en falta de fase.

También incorpora la innovadora tecnología de micro-canales, empleada en condensadores enfriados por aire y considerada como la solución de más alta eficiencia para acelerar los procesos de condensación del refrigerante y el intercambio de calor, lo que reduce hasta 30 por ciento la cantidad de refrigerante que requiere el sistema.

Los intercambiadores de calor de micro-canal y cubierta son resistentes a la corrosión y permiten que este equipo pueda operar tanto en condiciones exteriores como interiores. La cubierta galvanizada del sistema, pintada y con protección anticorrosión ha sido probada para asegurar una larga vida útil. Una de sus novedades es precisamente su capacidad de funcionar como una unidad paquete lista para instalar, con un grado de protección IP54, una pintura especial para trabajar a la intemperie.

La condensadora está equipada con un presostato de la familia Danfoss modelo KP01. Este componente funciona para hacer la protección al sistema por baja presión, así como para realizar el corte del mismo y volver a establecerlo cuando se requiera recuperar temperatura. También cuenta con un protector encapsulado que evita una sobre presión en la línea de  descarga, además de un protector más en la línea de líquido.

Generalmente, esta clase de sistemas emplean uno o dos motores de ventilador por condensador, dependiendo de su capacidad nominal.

En el caso de la OptymaTM Slim Pack, el motor del ventilador está conectado de forma que el aire se absorba al interior pasando a través del condensador en la dirección del compresor. Para un funcionamiento óptimo del condensador, éste debe limpiarse periódicamente.

Otro aspecto relevante es la corriente de arranque, la cual puede disminuir hasta 40 por ciento, según el modelo del compresor y el dispositivo de arranque suave utilizado. La carga mecánica que se produce al arranque también desciende, lo que aumenta la vida útil de los componentes internos.

La unidad está equipada con la cantidad necesaria de aceite en el compresor y ofrece la posibilidad de operar con distintos tipos de refrigerante, como R-134a, R-22, R-404A o R- 507.

Esta unidad condensadora ya viene precableada y equipada con una caja de terminales, lo que posibilita realizar fácilmente el cableado de alimentación. Para su puesta en marcha, requiere de alimentación eléctrica a 220 voltios monofásico, o bien, trifásico, dependiendo de su capacidad de refrigeración.

Por último, debe instalarse en un lugar bien ventilado y asegurarse de que en el extremo de aspiración se dispone de suficiente aire fresco para el condensador. Para ello, es indispensable corroborar que el caudal de aire fresco y el de descarga no se entrecrucen.

Martín Estrada. Ingeniero Mecánico Eléctrico por la Universidad Alfonso Reyes (Monterrey, Nuevo León). Cuenta con más de 18 años de experiencia en sistemas de refrigeración comercial e industrial. Actualmente, se desempeña como Field System Engineer en Danfoss México.




error: Content is protected !!